Alimentos a base de insectos

Leave a comment
 

Los alimentos a base de insectos ya no serán considerados como alimentos del futuro sino del presente.

Desde el 1 de enero del 2018, el Parlamento Europeo ha regularizado la comercialización de insectos, considerados como Novel Food (nuevo alimento), para todos los miembros de la Unión Europea, por tanto en España a partir de esta fecha  podrá vender y elaborar productos alimenticios con insectos, según publicación de ACOSAN (Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición) en el reglamento “Situación de los Insectos en Alimentación Humana”.

Restaurantes españoles ya podrán ofrecer en sus cartas deliciosos manjares preparados con ingredientes a base de insectos, así como quién lo desee podrá encontrar a la venta en comercios especializados productos como barritas energéticas, panes, chocolates, hamburguesas…

La comercialización de productos comestibles fabricados con insectos ya existen seis países pioneros en Europa como Bélgica, Holanda, Reino Unidos, Dinamarca, Finlandia y Austria.

La empresa finlandesa Fazer ya vende bollería y pan elaborado con harina de grillo, por el momento solo lo comercializa en Helsinki, pero tienen proyectado expandir sus ventas este año 2018 a todo el país.

tabletas de chocolate incluyendo en los ingredientes chocolate

En Verona (Italia), en estas fiestas navideñas también hicieron aparición los insectos en uno de los dulces más típicos del país, el “pandoro”. Utilizaron una mezcla de harina con gusanos de seda para elaborar la masa, conjuntamente con los ingredientes tradicionales. El sabor resultante de la mixtura, según indican, se asemeja a la de la avellana. El producto en el país ha sido recibido con curiosidad pero con «algo» de escepticismo también.

Pandoro

La empresa española MealFood Europe ubicada en Salamanca, empezó en el 2016 a producir de manera industrial gusanos de harina, elaborando harinas de alto contenido en proteínas y aminoácidos, destinados a alimentos para mascotas, piscifactorías, abonos orgánicos y ahora también para la alimentación humana. Asegurando que sus productos son de alta calidad y seguridad.

larvas de los gusanos de harina harina de larvas de gusanos de harina

Estudiantes de la EPSO de Orihuela, sorprendieron al jurado del V concurso “New Food” con una crema de cacao con grillos, aseguran que no pierde el sabor a chocolate rebaja las calorías, los hidratos y las grasas saturadas. Está fabricado a base de harina de grillos, boniatos, avellanas, dátiles y cacao.

Otra fuente de distribución de productos de nuevas tendencias de salud y sostenibilidad, es la plataforma online Future Food Shop, venden alimentos elaborados con proteínas de insectos, entre otros alimentos de “futuro”.

La harina producida con grillos es una excelente fuente de vitamina B12, que beneficia el sistema nervioso, la salud del corazón, la piel, el cabello, igualmente es rica en hierro y calcio y aporta energía. Es una harina baja en grasa, rica en proteínas, fibra y no contiene gluten, por tanto muy apreciada por los deportistas, ya que ayuda a la creación de masa muscular.

Según estudios, los insectos (principalmente los grillos) aportan altas dosis de proteína, hierro, calcio, fósforo, magnesio, zinc, omega 3 y 6 entre otros minerales y vitaminas esenciales, como señala Giulia Muir, consultora de la FAO especializada en insectos. Aportan tres veces más hierro que las espinacas, dos veces más fibra que el arroz, cinco veces más magnesio que la carne, diez veces más vitamina B12 que el salmón.

Actualmente existen en el mundo más de 1.600 variedades de insectos comestibles y más de 2.000 millones de personas en el mundo comen insectos regularmente, como los mejicanos, tailandeses o chinos. El consumo en China de saltamontes se remonta al año 628.

En Restaurantes de bastante prestigio, incluyen en sus cartas algunas recetas cocinadas con insectos que pueden ser considerados como exóticos y solo aptos para paladares muy sibaritas, en cambio para otros sectores de la población, el consumo de insectos es cuestión de supervivencia, para evitar la desnutrición y no pasar hambre.

recetas con insectos

Los últimos cálculos de la FAO (Organización de Naciones Unidas para la Alimentación) apuntan que para el año 2050 la población mundial ascenderá a unos 9 billones de personas, consecuentemente por razones de sostenibilidad será difícil y complejo conseguir alimentar de forma efectiva a tantísimos habitantes en el mundo, y aconseja el consumo alternativo de carnes y pescado por insectos, es una fuente excelente de proteínas, mucho más económico y una opción más sostenible para el planeta.

También afirman que los grillos, escarabajos, gusanos, saltamontes, moscas, orugas, avispas, saltamontes, langostas, hormigas son algunos de los insectos con más potencial alimentario, aunque advierte la necesidad de estar alerta con las alergias o intolerancias, (como puede ocurrir con los crustáceos en algunos individuos).

La legislación europea requiere y exige que todos los productos sean seguros para el consumo humano, han de estar etiquetados de forma adecuada y no deberán generar en ninguna circunstancia confusión o incertidumbre en el consumidor.

Avalado y demostrado queda que esta fuente de alimentación abre nuevas posibilidades para intentar asegurar y abastecer la demanda de una población mundial con una prospección de crecimiento demográfico importante en pocos años, tanto a nivel humano como animal. Otro factor a destacar de estos alimentos, es que no necesitan estar a expensas del clima esperando buenas o malas cosechas.

Bien, ya conocemos los muchos beneficios nutricionales de todos estos “bichos”,  pero ¿estamos preparados para traspasar la barrera del “asco o  tabú” de llevarse a la boca estos pequeños animalitos?

Talvez comenzando por preparados con harinas, batidos, barritas, panes será una buena manera de traspasar la barrera psicológica e incorporar poco a poco dichos alimentos en nuestra alimentación cotidiana.

Indiscutiblemente los insectos son el alimento del futuro y del presente, debemos recordar que dentro de unos años la carne será un producto muy costoso y un porcentaje muy alto de la población no podrá adquirirla.

Os invitamos a ver la “cata” en este video de las “Curiosidades con Mike, comiendo insectos”. Nos va describiendo el gusto, textura, apariencia de cada uno de las especies de insectos que va probando. Es «bueno», interesante y recomendable,  nos adentra en este mundo culinario desconocido en nuestro país.

Solo anexamos el vídeo de la 3ª parte, de los 4 que ha grabado, todos aconsejables si os interesa conocer a qué sabe cada insecto, os dejamos los links.

Comiendo insectos 1ª parte 

Comiendo insectos 2ª parte 

Comiendo insectos 4ª parte

Hasta el próximo post!!

 

Leave a Reply

*

code